Archive for the ‘Educacion’ Category

Welcome to Blue School

Posted: April 15, 2012 in Educacion

PLEASE CONTACT US AT 212.228.6341 IF YOU WOULD LIKE MORE INFORMATION.


Download the Curriculum Guide
for more information.

At Blue School, we adopt a whole-child approach that not only identifies the strong bond between all developmental domains but also recognizes that everyone is a part of the curriculum development process.  Each child develops across and within the social-emotional, cognitive, and physical domains in unique and individualized ways. It is important that we identify where every child is in the process in order to meet their needs and scaffold their learning in ways that will support their educational journey and life goals.

 

We implement an integrated, emergent, child-centered curriculum where the content areas of the curriculum are both integrated and interdependent. Curricular threads emerge from the interests of the children and are used to develop projects that will meet grade-level benchmarks.  For example, while engaged in a single class project, the children develop literacy skills through problem-solving, reasoning and comprehension skills, and extend their vocabulary while exploring the use of language.  Through this same project children develop social skills such as turn-taking and building self-confidence. They also use observation, prediction and reflection, all basic and necessary science and math skills. Learning is integrated across all content and is deepened with the integration of specialist teachers.

 

A child-centered curriculum focuses on and is designed to meet the individual needs of children. It identifies children’s developmental needs, abilities, interests, and learning styles. The teacher is a facilitator of learning, rather than a director. The children socially co-construct knowledge with each other and adults and child development is an integral part of this social context. The children are active participants in their own learning and the curriculum emerges from the interests, past knowledge, and experiences of the children and teachers. Learning becomes an active process and focus is upon the learner rather than on the subject or lesson to be taught.

 

Teachers use observation, reflection, and assessment to identify each child’s developmental profile. The developmental profiles then drive curricular content, teaching strategies, and differentiation of instruction. We refer to this as a recursive model of planning.

 

The teachers use these developmental profiles in conjunction with each grade’s benchmarks, scope and sequence, and developmental expectations to engage in the dynamic assessment that occurs within the moment. Teachers use observations, field notes, photographs, portfolios, and other appropriate forms of documentation made by themselves and the children to reflect upon the learning that is taking place. This information is then linked with the curriculum model to individualize, design, and implement the curriculum that will support and scaffold learning for all the children and meet both individual and grade-level goals.

 

Our approach and its implementation are based on research, past experiences, and solid educational theories. Blue School, however, is also a unique environment that encourages, supports, values, and promotes exuberance, joy of learning, creativity, perseverance, playfulness, true integration, and community. Our approach provides a strong social-emotional foundation for learning, encourages process versus product, and allows children to be free to be themselves while exploring and connecting with subject matter in a way that motivates them and utilizes their own learning styles.

 

 

 

Advertisements

Menos tareas, mejores notas

Posted: April 25, 2011 in Educacion

http://www.semana.com/vida-moderna/menos-tareas-mejores-notas/155486-3.aspx

 

EDUCACIÓNLos expertos en educación están observando las aulas de clases en Finlandia para ver por qué, sin mucho esfuerzo, salen primeros en las pruebas internacionales de competencias.

Sábado 23 Abril 2011

El mundo está sorprendido con el método de aprendizaje de las escuelas en Finlandia. En ese país nórdico, los niños tienen mayor equilibrio entre sus responsabilidades escolares y su tiempo libre, y ese estilo relajado lo ha convertido en uno de los países punteros en las pruebas PISA, que cada tres años realiza la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OECD, por sus siglas en inglés). Entre 1962 y 1999, el país nunca logró grandes promedios en educación, pero a partir del año 2000 se convirtió en uno de los mejores. Por eso, hoy no sorprende que los expertos hagan viaje expreso a Helsinki para saber cuál es el secreto de su éxito.

Y los hallazgos han puesto en duda algunos de los paradigmas que han llenado la educación en el mundo occidental. Para empezar, la educación formal en Finlandia comienza a los 7 años, la jornada diaria de clases es más corta de lo habitual y no tienen que someterse a exámenes ni pruebas para medir su conocimiento. Tampoco tienen sobrecarga de tareas en sus casas, por lo que hay más ratos libres para navegar por Internet, interactuar con otros amigos, escuchar música o practicar deportes. Los más grandes no tienen la presión de ir a la mejor universidad y se gradúan sin saber lo que es la angustia de la competencia.

Lo que se ha encontrado hasta ahora es que la mejora en la educación de este país nórdico no se resume en un fórmula mágica, sino que es el resultado de un concienzudo análisis que surgió cuando el gobierno se propuso, décadas atrás, ser más competitivo económicamente. De ese debate surgió un sistema inclusivo que acoge en sus aulas a niños de todos los estratos sociales y en el que se espera la excelencia sin importar de qué región o familia provengan. La escuela, además, involucra cosas diferentes a educar: se garantiza alimentación, salud y apoyo psicológico para los niños y su familia.

“Pero lo que subyace en el corazón del éxito educativo de Finlandia es el perfil de los profesores”, dijo a SEMANA Andreas Schleicher, consejero en educación de la OECD y quien estuvo de visita en Colombia. Si bien antes no se requería mucho entrenamiento, hoy, incluso a los profesores de primaria, se les exige que tengan como mínimo una maestría. Esto es fundamental para el tipo de educación que actualmente se requiere, en la que el conocimiento no es tan fundamental como la creatividad, la flexibilidad, la iniciativa y la habilidad para aplicar el conocimiento a situaciones nuevas. En un informe hecho por la OECD sobre el caso Finlandia, un directivo de Nokia señaló que si contrata a alguien que no tiene los conocimientos de matemáticas o física que se necesitan para esa empresa, hay colegas que pueden subsanar esos vacíos en un par de semanas. “Pero lo que no puedo enseñar es a que piensen diferente, a que tengan ideas originales y a que no tengan miedo de cometer errores”.

El alto perfil de los profesores también garantiza el diagnóstico temprano de las dificultades de aprendizaje de los niños y sus soluciones. Tal vez por eso, los que van más atrasados que el resto no necesitan contratar profesores particulares ni ser separados de los más ‘pilos’. La idea es que los mejores jalonen a los quedados. Por ejemplo, no es raro que el maestro lleve a los niños de 9 años a un parque para aprender matemáticas. La profesora les pide que recojan frutos, palos, piedras y luego, que identifiquen las formas geométricas.

La pregunta del millón es si se puede trasladar la experiencia de ese país a Colombia. Schleicher señala que se deben buscar experiencias exitosas afuera, pero también adentro, pues “en Colombia hay ejemplos de escuelas exitosas cuya experiencia podría ser adoptada por otras”. Pero tal vez la gran lección de Finlandia, dice, es que invertir en los profesores paga.